/Diamantes de Cremación: Cómo saber si tu Diamante está hecho realmente de las cenizas de tus seres queridos

Diamantes de Cremación: Cómo saber si tu Diamante está hecho realmente de las cenizas de tus seres queridos

Los diamantes de cremación son joyas artificiales elaboradas a partir del carbono que se encuentra en las cenizas de un ser fallecido. De hecho, existen también diamantes hechos de cenizas de mascotas. En México, esta tendencia ha surgido como una alternativa más ecológica y original para conmemorar a los seres queridos y de alguna forma mantener una conexión física simbólica. 

GIA e IGI: Análisis y Clasificación de Diamantes a partir de Cenizas 

Antes de adquirir un diamante a partir de cenizas debes asegurarte de que posea las certificaciones GIA e IGI, garantías de que la joya fue realizada en un laboratorio y no proviene de una mina. Ambos certificados provienen de instituciones de control de calidad independientes. 

El certificado GIA proviene del Instituto Gemológico de América con sede en California y mide la calidad de las piedras preciosas. GIA es el creador del sistema general de clasificación de diamantes.

Por otro lado el certificado IGI es emitido por el Instituto de Gemología Internacional y analiza la composición del diamante para asegurar su naturaleza y calidad. Un diamante con el certificado IGI contiene un informe detallado de sus características.

Para que un diamante a partir de cenizas obtenga el Certificado IGI o GIA deben analizarse 4 aspectos, llamados comúnmente las “4 C’s”; 

Peso del diamante en quilates.

Color: Se evalúa en una escala desde incoloro hasta amarillo, incluyendo su nivel de fluorescencia. 

Claridad de la joya: Se evalúa en una escala desde impecable a imperfecto con ayuda de un microscopio y lupa. 

Corte y acabado: Aquí se evalúa el pulido y las proporciones del diamante, incluyendo su simetría. Una puntuación alta dependerá de la finura del corte. 

Ambas certificaciones analizan los diamantes para detectar si fueron sujetos a tratamientos o procesos sintéticos que interfieran con la calidad del mismo. Cuando se trata de diamantes hechos de cenizas de mascotas se aplican los mismos principios. En ambos casos su valor es determinado a través de propiedades gemológicas, rareza y calidad del acabado. 

Algunos vendedores de diamantes a partir de cenizas ofrecen un certificado de origen por tu gema. Sin embargo, nuestra recomendación es que solicites un reporte y un análisis científico que demuestre que tu diamante de cremación proviene efectivamente de las cenizas de tu ser querido. 

De hecho, puedes enviar los registros de producción, datos de laboratorio, análisis químicos y factores físicos al IGI o GIA para que ambos institutos realicen una segunda verificación de los datos.  

¿Cómo se hacen los Diamantes a partir de cenizas en el laboratorio? 

Crear un diamante de cremación es un proceso bastante complejo que implica utilizar tecnología de punta para realizar un trabajo impecable dentro del laboratorio. Estos son los pasos a seguir: 

  • Análisis del material

Para realizar un diamante de cremación se pueden utilizar tanto muestras de cabello como cenizas. 200 g es una cantidad suficiente para elaborar un diamante a partir de cenizas. Lo importante es que contenga suficiente cantidad de carbono para convertirlo en una joya y para saberlo se utiliza un analizador elemental. 

  • Eliminación de impurezas 

Es importante eliminar todos los químicos inestables e impurezas de las cenizas o muestras de cabello. Esto se realiza a través de un proceso de nano cristalización planetaria en donde las impurezas se adhieren a otro material y se separan a través de la centrifugación. De esta forma queda únicamente el carbono para continuar con el proceso. 

  • Purificación del carbono 

El carbono extraído y separado de otros materiales se purifica al vacío y además, se calienta a temperaturas muy altas para eliminar cualquier rastro volátil. En este paso, los expertos buscan eliminar el oxígeno y además, aplican una serie de gases que evitan que el carbono se oxide. ¡Y eso no es todo! Se puede incluso alcanzar un nivel de purificación mayor aplicando energía eléctrica en altos voltajes para fundir y evaporar cualquier otro producto químico presente. 

  • Asegurar la calidad del carbono

Para complementar ese proceso, se aplica al carbón un ambiente químico húmedo para eliminar cualquier metal pesado existente. Se utiliza una velocidad, temperatura y sustancias químicas específicas para asegurar que el carbono permanezca en buena calidad. Es aquí donde alcanza una pureza del 99,9%. Si el carbono no consigue estos niveles, es necesario realizar otros procesos de purificación más personalizados hasta lograr el nivel óptimo. 

  • Cristalización 

En esta etapa, el carbono puro ha tomado forma cilíndrica y de grafito. El siguiente paso es envolverlo con materiales protectores y acanalados para trasladarlo a una máquina que sintetiza los diamantes a partir de cenizas. Aquí se estudian aspectos como el grado de protección, presión o temperatura. Transformar el carbono a un cristal puede tomar desde 6 hasta 9 meses. Todo va a depender del tamaño y color del diamante a partir de cenizas que quieres elaborar. 

  • Pulido del Diamante 

Los diamantes a partir de cenizas suelen contener grafito en la superficie, por lo que son pulidos y cortados con mucho cuidado por medio de expertos. En este último paso del proceso, los familiares deciden qué tipo de diseño quieren darle al diamante; si desean adaptarlo a un anillo, colgante, etc.

Convierte a tus mascotas fallecidas en brillantes diamantes 

Sin duda alguna perder a una de nuestras mascotas nos genera un vacío igual de grande que perder a un ser querido. Representan una parte fundamental de los hogares, especialmente en México, donde existe una tendencia individualista creciente en la generación de los Millennials. 

De acuerdo al Instituto Nacional de Estadística y Geografía, en el año 2019, el 70% de los propietarios en México posee al menos una mascota. De hecho, muchas parejas prefieren dar un paso más en su relación adoptando a un animal en conjunto. 

En el país existen cada vez más servicios dedicados a ofrecer un trato digno a las mascotas. Entre ellos podemos mencionar hoteles, guarderías, entrenadores personales, spas, restaurantes, tiendas de ropa y accesorios, etc. No es para sorprenderse entonces que los diamantes hechos de cenizas de mascotas sean cada vez más solicitados. 

¿Qué necesito para Elaborarlo? 

El proceso para crear diamantes hechos de cenizas de mascotas es el mismo que para elaborar diamantes de cremación humanos. De hecho, es compatible para mascotas como perros, gatos, caballos, pájaros, etc. Cada diamante a partir de cenizas es único y eternamente durable.

Lo que debes tener en cuenta es que necesitas proveer a la compañía al menos 200 gr de cenizas de tu mascota o 18 gr de su pelaje o plumas. El coste para encargar un diamante de este tipo suele iniciar desde los 28,000 MXN.  Al momento de elaborar un diamante a partir de cenizas es muy importante contactar con una joyería confiable, cuyo proceso de trabajo sea íntegro. Las certificaciones internacionales GIA e IGI son factores fundamentales al momento de estar seguros de la calidad y origen de tu diamante a partir de cenizas.