24.4 C
Madrid
viernes, 17 septiembre, 2021

El Govern desea todas y cada una de las autopistas sin barreras en dos mil veintitres con otra forma de pago del peaje

  • La Generalitat demanda al Gobierno central la administración de carreteras, un modelo común de pago por empleo para toda España y el rescate de todos y cada uno de los peajes en Catalunya

  • Puigneró calcula que suprimir las barreras de los túneles de Vallvidrera; la C-16; la C-treinta y dos y los túneles del Cadí en un par de años supondría unos mil quinientos millones para los Presupuestos

El Govern de la Generalitat ha reclamado al Gobierno el rescate por la parte del Estado de todas y cada una de las autopistas de peaje existentes en Catalunya y el traspaso de la administración de toda la red de carreteras en un plazo de un par de años. La gratuidad desde este 1 de septiembre de la AP-siete entre Tarragona y la Jonquera; la AP-dos de Zaragoza a El Vendrell; el tramo entre El Papiol y Montmeló; la C-treinta y dos (de Barna a Lloret de Mar) y la C-treinta y tres (de Barna a Montmeló) abre conforme el vicepresidente del Govern, Jordi Puigneró, el fin del «expolio» y del «agravio comparativo» con el resto de España y que se acabe proseguirse pagando de exactamente la misma forma por infraestructuras «que los catalanes hemos pagado de sobras».

El Govern plantea que en un par de años todas y cada una de las carreteras catalanas estén exentas de barreras y se reúnan bajo un solo modelo de financiación del mantenimiento. «Los peajes no volverán, si es por el Gobierno de Catalunya», aseguró Puigneró, que defendió «una forma de financiación diferente», sin detallar, y demandó la administración completa de las autopistas y carreteras del Estado, como el tren.

Puigneró no aclaró a lo largo de una presentación frente a la prensa el modelo que debería aceptarse en el futuro para financiar los costos de mantenimiento de las carreteras, en tanto que ese modelo depende del proyecto que realiza el Gobierno, afirmó, mas aseguró que defenderá para Catalunya lo que plantea la directiva europea, que recomienda el pago por empleo y que quien contamina más, pague asimismo más.

El anuncio podría ser interpretado como un paso atrás en la propuesta inicial de establecer el llamado pago por viñeta en el futuro, si bien Puigneró apostilló que el Govern está abierto a cualquier posibilidad técnica que se proponga en el marco de esa directiva europea y el principio de no discriminación de Catalunya respecto al resto del Estado.

Nuevo sistema de peajes

Para Puigneró, la propuesta es congruente con las indicaciones que hizo en acuerdo una resolución del Parlament en el dos mil dieciocho «compatible con una ocasional implantación futura o bien simultánea en otros territorios del Estado» y «conforme con la normativa de la UE» en concepto de tarificación, forma de administración, tratamiento transitorio de los contratos preexistentes, déficits y deuda pública. La meta final de eliminar peajes habría de ser prosperar el tráfico en conjunto reduciendo la polución y la congestión de las carreteras más lentas.

El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, prepara un nuevo modelo de financiación de las autopistas que entraría en funcionamiento en el dos mil veinticuatro y que está recogido en el plan de restauración tras la pandemia del covid-diecinueve, con las reformas y también inversiones previstas para aprovechar los ciento cuarenta millones de euros que le tocan a España de los fondos europeos ‘Next Generation’ hasta dos mil veintiseis. «No sabemos que modelo desea aplicar el Gobierno de España, mas el Govern de la Generalitat está presto a aceptar competencias incómodas como las carreteras, como ya hizo con las prisiones», explicó Puigneró.

Costos de mantenimiento

A lo largo de un par de años, los presupuestos de la Generalitat aceptarán los costos de mantenimiento de las autopistas salvadas este 1 de septiembre, costo que el Govern considera «asumible» y que asciende a unos 6 millones anuales, unos siete,5 millones para suprimir los restos de infraestructuras de peajes y otros quince millones de euros cada 5 años en mantenimientos de tipo excepcional, conforme aseveró Ricard Font, secretario general de la vicepresidencia.

Rescate total, incluyendo los túneles de Vallvidrera y del Cadí

Quedan 4 peajes en Catalunya en concesiones que terminan entre el dos mil treinta y seis y el dos mil treinta y nueve. La propuesta del Govern es que con el nuevo modelo de financiación estatal o bien la trasferencia de la administración a Catalunya se salven esas vías como se hizo en el caso de las autopistas madrileñas y que costó en torno a tres mil millones. El Govern calcula que el rescate de la C-dieciseis túneles de Vallvidrera; C-dieciseis Autopista de Montserrat de Sant Cugat a Manresa; C-treinta y dos Pau Casals, de Castelldefels a El Vendrell; y los túneles del Cadí, supondría unos mil quinientos millones para el Estado.

Peaje

Queda por distinguir el modelo que se va a aplicar en España tras este periodo transitorio hasta el dos mil veinticuatro en el que las autopistas libres de peajes se financiarán con presupuestos autonómicos. El sistema de peajes se fundamenta en tarifas basadas en la distancia o bien en el área, que por norma general se pagan en las barreras físicas de las carreteras. Pueden cambiar conforme el género de vehículo o bien la hora del día y pueden ser electrónicos. Puede haber sistemas de pago electrónicos sin barreras, como en Portugal, por poner un ejemplo, o bien sistemas basados en lectura de matrículas.

Viñeta

El sistema de pago de viñeta se fundamenta en cargos por tiempo. Los usuarios deben adquirir una etiqueta o bien un documento y ponerlo en el parabrisas del vehículo, lo que les deja el empleo de las carreteras por un periodo determinado, en general un año.

Ingresos municipales

La eliminación de los peajes abre un nuevo capítulo de gastos en los presupuestos de los ayuntamientos perjudicados, sobre todo en los más pequeños. Las autopistas suponen contribuciones en concepto de IBI. Solo en las localidades catalanas perjudicadas se estima que la mengua de ingresos va a ser de más de quince millones de euros anuales. Ciertos ayuntamientos estiman que van a perder ente el diez por ciento y el veinte por ciento de sus ingresos.

Trabajos

Otra de las consecuencias de la eliminación de los peajes es la pérdida de puestos. Abertis, la compañía participada por ACS y la italiana Atlantia, la más perjudicada por estas medidas, ha empezado un expediente de regulación de empleo (ERE) que afectará a trescientos cuarenta y ocho trabajadores de múltiples de los servicios de autopistas de peaje que administra en Catalunya por medio de las sociedades Acesa, Invicat y Autopistas España. La compañía lo justifica en la finalización de concesiones. En el mes de febrero y en el mes de junio de dos mil veinte ya hicieron 2 expedientes de regulación de empleo (ere) que se cobraron trescientos puestos, en los que se adujo el descenso de facturación provocado por el descenso de la movilidad a lo largo de la pandemia.

ÚLTIMAS NOTICIAS

NOTICIAS RELACIONADAS

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here