/Reproducciones de arte: tu cuadro favorito a tu alcance

Reproducciones de arte: tu cuadro favorito a tu alcance

El arte es un lenguaje universal, la música, la danza o la pintura consiguen llegar a una gran parte del público con el simple hecho de existir. En concreto, la pintura es uno de los universos más bellos del mundo y también de los más exclusivos. Son miles las personas que hacen cola diariamente para visitar los museos y las galerías, y otras tantas las que acuden a las reproducciones de arte para tener a sus pintores predilectos aún más cerca.

Siendo realistas, tener una obra original de algunos de los artistas más famosos es imposible para la gran mayoría de los mortales. Es por ello que las reproducciones son cada día más comunes y solicitadas, ¿quién no quiere tener un Van Gogh colgado en su salón?

Existen numerosas técnicas a la hora de pintar un cuadro: acuarela, pastel, carboncillo, óleo. Pero es esta última una de las más utilizadas, tanto a la hora de las reproducciones de arte de cuadros famosos como en los cuadros originales. Los cuadros al oleo son una de las técnicas pictóricas más difundidas, y ha sido utilizada por artistas como Klimnt, Rubens, Miguel Ángel, Velázquez, Monet o Sorolla.

En el óleo los pigmentos se mezclan con un aglutinante compuesto por varios aceites, este base aceitosa hace que la pintura sea mucho más fluida. A pesar de que suele ser bastante dura y espesa consigue deslizarse de forma ágil por el soporte, ya sea un lienzo, madera o cualquier otro material. Además, en los cuadros al óleo se consigue crear una gama de colores mucho más amplia que con otras técnicas con tan solo combinar los colores básicos de una paleta. Incluso se pueden conseguir reproducciones de arte de cuadros famosos de forma fácil y con resultados originales y únicos.

Los resultados son de una calidad excepcional, ya que su acabado es brillante y los colores son vivos. Gracias a esta técnica, las pinturas pueden durar siglos si se conservan de un modo adecuado. Es por ello que las replicas de cuadros famosos que utilizan el óleo son las más demandas.

Las reproducciones de arte de cuadros de famosos más demandadas

Son muchos los artistas cuyas obras han pasado a la posteridad y se han convertido en una parte esencial de la cultura de nuestra sociedad actual. De generación en generación y de mirada en mirada, la fascinación ha llegado a tal nivel que los cuadros han acabado teniendo una personalidad propia. Sin importar el cómo ni el cuando, lo cierto es que el arte forma parte del día a día de nuestra sociedad.

Dentro de estas pinturas hay algunas más famosas que otras, o más bien, más asentadas en la cultura popular. Artistas como Monet, Van Gogh, Sorolla, Klimt o Renoir son algunos de los más pedidos. Y no es por ser mejor o pero, si no porque la mayoría de estos cuadros tienen un estilo sencillo y colorido, lo que hace que sean más fáciles de utilizar como decoración.

Las posibilidades en las reproducciones de arte son infinitas. Algunos de los más pedidos a los artistas son: La persistencia de la memoria de Salvador Dalí, La Noche Estrellada de Van Gogh, El Beso de Gustav Klimt o El jardín del artista en Giverny de Claude Monet. Todos ellos con unas copias perfectas gracias al trabajo de los profesionales del sector.

Otras de las demandas más punteras en las réplicas de cuadros famosos, son aquellos considerados como “los más caros del mundo” y cuya obra original es posible comprar, siempre y cuando tu fondo bancario supere los 200.000 millones de euros. Algunas de ellas son Salvator Mundi, de Leonardo da Vinci, cuyo precio original asciende a 450 millones de dólares; Interchange, de Willem De Kooning, que fue subastada por 300.000 millones de dólares en 2015; o Les femmes d’Alger, de Pablo Picasso. Este último fue subastado por 179.300 millones de dólares en Nueva York.

Sin duda,ya no tienes excusas para tener tu cuadro favorito en tu casa o en tu oficina. Elige tu obra favorita y un profesional será el encargado de hacerla realidad, sin máquinas ni reproducciones baratas, siempre con la calidad y la profesionalidad de una pintura original al óleo.