/Sanidad confirma la alarma sanitaria por listeriosis es nacional
La ministra de Sanidad, Consumo y Bienestar Social en funciones, María Luisa Carcedo.

Sanidad confirma la alarma sanitaria por listeriosis es nacional

La ministra de Sanidad, Consumo y Bienestar Social en funciones, María Luisa Carcedo, ha confirmado que desde el pasado dieciseis de agosto está decretada la alarma sanitaria a nivel nacional por el brote de listeriosis que se ha registrado en múltiples puntos de Andalucía por la carne rellena ‘La Mechá’, y que asimismo se ha extendido a Extremadura, con un caso confirmado y otros 4 sospechosos.

Además de esto, conforme ha avanzado la ministra en declaraciones a la Cadena Ser, hay un caso sospechoso en la capital de España sin confirmar. Fuentes de la Consejería de Sanidad de la capital española han ratificado a Europa Press que está en estudio este posible contagio por listeriosis.

Por otro lado, Carcedo ha señalado que los lotes del producto, que se comenzaron a repartir desde mayo, aparte de Andalucía y Extremadura, llegaron en «cantidades mínimas» a Castilla-La Mácula y Tenerife, si bien por el momento sin sospechas de posibles perjudicados.

Primero en Andalucía

La ministra ha comentado que, una vez Andalucía puso en contacto de las autoridades sanitarias los contagios producidos por el consumo de ese género de carne rellena, «de manera automática» se activó la red de alarma alimenticia, en tanto que había «sospechas» de que los productos se pudieron repartir alén de tierras andaluzas. De esta manera, se ha comunicado a todas y cada una de las CCAA la orden de retirada de todos y cada uno de los lotes. Por este motivo, ha criticado la «muy estéril» solicitud de Facua, que demandaba la alarma sanitaria nacional este miércoles cuando ya estaba activada desde el pasado viernes.

«Se han retirado todos y cada uno de los lotes de la compañía desde el mes de mayo, pues tenía 3 meses de caducidad. Todo lo producido en ese periodo está inmovilizado. Existen controles ordinarios y periódicos, el inconveniente brota cuando existe algún control que se brinca por la parte de quien tiene la responsabilidad, en un caso así la industria, de proseguir unos ciertos protocolos por los peligros de polución de su producto», ha insistido la ministra, que ha añadido que la red de alarma «está marchando».

¿Por qué razón ha llegado hasta el consumidor?

Sobre qué ha podido fallar a fin de que llegase al público esta carne contaminada, ha apuntado que «ese es el tema en el que se debe volcar ahora toda la red». «Pedimos la información a Andalucía, de qué forma son los procesos de preparación de esta carne, y exactamente en qué lugares pueden ser los lugares estratégicos de polución. Ahora se trata de que no se extienda el brote y que haya una vigilancia del control de la salud humana para advertir los casos», ha agregado.

En lo que se refiere a una posible sanción a la compañía responsable, ha puntualizado que «va a venir a ‘posteriori'». «Después, con serenidad, ver dónde se generó el fallo», ha concluido la ministra de Sanidad.